sábado, junio 17, 2006


...¿Cuántas historias caben en una habitación de hostal? ...

...tal vez la nuestra sólo sea una más de las que llenan las paredes... y entonces tú irás y me susurrarás al oído que ya es demasiado tarde...

...pero siempre podré volver a observar la ventana desde la calle... aunque las flores no proyecten su sombra sobre la pared... a pesar de que he cambiado de ropa y el color de mi mirada se ha vuelto más oscura...

...lo extraño de todo esto es no conocerte... y por eso ahora viajo por ciudades infinitas... ya que me han contado que en una de ellas cada noche arde la misma cama...

2 comentarios:

erised dijo...

es una historia más de las que llenan las paredes de la habitación. pero las dejan de otro color. es distinta al resto.

cuando quieres darte cuenta, sí, es demasiado tarde. siempre lo es. el instante habrá pasado. nada será igual, ni aunque mires hacia el mismo lugar.

se hace extraño porque dejó de ser. y aún así no puedes dejar de buscar.



hace tiempo que no escribo. o por lo menos que no me gusta lo que sale...
tengo ganas...


besos! cuidate

Zorgsky dijo...

Este es bestial.
Y no voy a decir nada,
porque ante cosas bestias,
poco tengo que decir.
Eres grande Das,
eres grande.